Ir al contenido | Ir al menú

Actinia roja Actinia equina Linnaeus, 1758 (información taxonómica)

Orden: Actiniaria Hertwig, 1882

Actiniaria: {gr, aktin, inos}, rayo.

Diccionario etimológico de Pedro Romero

Los actiniarios son un orden de antozoos hexacorales comúnmente denominados anémonas de mar o actinias. Son animales marinos que se adhieren normalmente al sustrato, en algunas ocasiones en la arena del fondo, en otras, en las rocas, y hasta en las conchas de crustáceos o moluscos. Miden desde 1,25 cenímetros hasta 2 metros de diámetro.‚Äč Son pólipos solitarios. Hay unas 1200 especies descritas.

Su cuerpo es cilíndrico, su extremo basal es un disco plano que funciona como pie. Su extremo apical es el disco oral, el cual tiene la boca en el centro, en forma de hendidura, y alrededor tentáculos dispuestos radialmente en anillos concéntricos, usualmente en n&uaacute;mero múltiplo de seis.

Tanto los tentáculos, como otras partes del cuerpo, contienen nematocistos compuestos de cnidocitos urticantes que paralizan las presas y permite ingerirlas más fácilmente hacia la cavidad gastrovascular.

El cuerpo, o columna, puede ser liso o poseer protuberancias en su pared exterior, en forma de verrugas o filamentos, que salen al exterior a través de unos orificios y que suelen estar cargados de nematocistos. Entre la epidermis y la gastrodermis tienen la mesoglea, una capa gelatinosa que les permite desarrollar una enorme plasticidad, tanto para resistir frente a fuertes corrientes marinas, como para expandirse o contraerse, según requieran protección o alimento.

Aunque generalmente sésiles, las anémonas de mar son capaces de movimientos lentos, tanto utilizando su disco pedal, como la natación, utilizando sus tentáculos o flexionando su cuerpo.

Tienen un sistema nervioso primitivo, sin centralización, que coordina los procesos implicados en el mantenimiento de la homeostasis, así como las respuestas bioquímicas y físicas a diversos estímulos. No existen órganos sensoriales especializados.

Viven en zonas costeras normalmente expuestas a mareas bajas, pero pueden sobrevivir fuera del agua replegando los tentáculos y llenando sus cavidades de agua.

Se distribuyen en todas las cuencas oceánicas, y en todas las latitudes; en aguas frías, templadas o tropicales; desde la zona intermareal hasta profundidades donde no llega la luz solar.

Las mayoría de las anémonas contienen algas simbióticas llamadas zooxantelas, estas algas realizan la fotosíntesis produciendo oxígeno y azúcares que son aprovechados por las anémonas, que a cambio ofrecen sus catabolitos a las algas.

Los sexos están separados en algunas especies, mientras que otras especies son hermafroditas. Se reproducen tanto de forma sexual como asexual. En la reproducción sexual, los machos liberan espermatozoides para estimular a las hembras a que liberen los huevos, y la fertilización es externa. En otras especies, la fertilización es interna y se produce la incubación de las larvas en la cavidad central de la columna, siendo expulsados al exterior posteriormente. Las larvas son pl&aaute;nulas, ciliadas y pelágicas, y tras deambular unos días por la columna de agua, se asienta en el sustrato y se convierte en un pólipo. Asexualmente pueden reproducirse por gemación, fisión binaria, y por laceración pedal, en la que pequeñas piezas del disco pedal se desprenden y regeneran pequeñas anémonas.

Rev: septiembre-23

Orden: Actiniaria Hertwig, 1882

Añadir datos

Por favor, usa el formulario sólo para añadir nueva información sobre este taxón.

Si es algo sobre la especie, hazlo desde la pestaña "Ficha".

Para otros asuntos, utiliza el formulario de contacto.

Muchas gracias por tu interés.

Escribe aquí tu aportación.
Puedes usar HTML para poner <strong>negritas</strong>, <em>cursivas</em>, etc.
El e-mail es opcional. Por favor, rellena lo demás.